Menú

La belleza de lo simple

A veces pasamos los días como si fueran páginas de un libro. Uno que leemos rápido. Nos acostamos, damos vuelta la hora y quizás poco nos acordemos de la página que acabamos de leer.

 

Por eso nos perdemos mucho de la belleza que nos rodea.

 

No hablo de emociones simples. No hablo de momentos. Hablo de estética;

Quizás una aguja clavada en una tela, vista muy de cerca... nos hace recordar a esas grandes antenas que otrora utilizáramos para ver TV;

O quizás unas luces colgadas en la pared de nuestra casa, por su simple y brillante redondez, aludan a una nevada vista en grata compañía de la familia en el calor hogareño;

O la lámpara del ambiente forme un triángulo con su propia sombra, llenando la vista de armonía y haciéndonos preguntar cómo funciona la luz.

 

O quizás nada de eso, quizás solo miremos un objeto simple que nos crucemos y digamos "qué lindo".

 

¡Tanta belleza nos queda por descubrir!

000webhost logo